Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio de sesión
Universidad EAFIT
Carrera 49 # 7 sur -50 Medellín Antioquia Colombia
Carrera 12 # 96-23, oficina 304 Bogotá Cundinamarca Colombia
(57)(4) 2619500 contacto@eafit.edu.co

Las claves del éxito de las series históricas

​El auge que tienen series como The Crown se explica, en parte, por la conexión que existe entre el universo real en el que transcurre la vida de los personajes y el universo posible, en el que la gente quisiera verlos. Así lo analizan docentes del Departamento de Comunicación Social de EAFIT, quienes entregan otras claves para comprender la acogida que tienen este tipo de propuestas en las audiencias.

Las claves del éxito de las series históricas

​En Colombia se han hecho series que se pueden catalogar como históricas con personajes como la Madre Laura, Las hermanitas Calle, los personajes de la Selección Colombia de Fútbol, entre otros. En la imagen la reina Isabel II. (Foto tomada de Shutterstock)

​"Un hombre fuerte se arrodillaría ante ambas". Le dice la reina Isabel II a su esposo Felipe cuando él le pregunta si está ante la reina o ante su esposa en The Crown, una de las series de televisión más exitosas del último año, y que se suma a un grupo de producciones llamadas históricas como The Tudors y Los Borgia. ¿En qué radica el éxito de este tipo de oferta? Docentes de la Escuela de Humanidades de EAFIT entregan claves para entender por qué han cautivado a la audiencia.

La relación entre dos universos es una de las razones que menciona Mauricio Velásquez Hurtado, profesor del Departamento de Comunicación Social de la Universidad, para explicar el alto porcentaje de audiencia de series como The Crown. Se refiere a que existe un universo real en el que están los personajes reales como la reina Isabel, su esposo y su hermana Margarita, y hay otro universo posible en el que espectador disfruta que le cuenten la historia de otra forma, aunque esté consciente de que no se ajuste a la realidad. Por eso le cautiva que la ficción muestre que Felipe le exprese a su esposa el enojo por las reglas que debe seguir al ser parte de la monarquía.

La serie no tendría tanto auge si Isabel no fuera un personaje con amplia recordación y valoración en el ámbito mundial. Y esa –dice Mauricio– es una evaluación que se hace antes de elegir al personaje que se le contará su historia con el objetivo de calcular su éxito. Lo mismo seguramente midieron las producciones que han triunfado por elegir a personajes como Pablo Escobar.

En el cine también se encuentran ejemplos que explican la acogida de los formatos de ficción que parten de personajes reales y populares. Ese el caso Jackie, la película que se estrenó en 2016, una especie de monólogo de la esposa del presidente John F. Kennedy, tras el asesinato del mandatario el 22 de noviembre de 1963. El filme reúne cinco conceptos que el docente Mauricio dice que la gente espera que se le cumplan en las producciones cuando se está entreteniendo.

"Primero que sean inesperadas, es decir que me ofrezca asuntos que no se verían en un personaje histórico. Que sean concretos, que tiene que ver con que dibujen bien un paisaje y sea de fácil trámite. Que sea simple, que no tenga demasiadas abstracciones y no tenga un concepto demasiado pesado como en el caso de los directores de cine-arte. Que sea creíble es muy importante porque a pesar del pacto ficcional la gente es ávida de legitimar unos códigos que reconoce, pero también es ávida de cómo le rompen esos códigos y se los ponen en otro circuito. Finalmente, que sean emotivas, que no se alarguen demasiado por cuestiones del mercado si no que, en realidad, resuelvan cosas", explica el docente.


Historia y entretenimiento

Que las series tengan base en historias reales facilita el proceso de construcción de contenidos, mucho más rápido del que se puede generar en un escenario netamente de ficción. Así lo considera Diego Fernando Montoya Bermúdez, jefe del Departamento de Comunicación Social de EAFIT, quien menciona como ejemplos casos con relevancia mediática llevados a la pantalla como ocurre con American Crime Story, que en la primera temporada abordó los sucesos protagonizados por O.J. Simpson.

"Yo creo que es un fenómeno natural del momento en que nosotros nos encontramos, y es un momento en que la convergencia de medios, lo que llamamos la cultura de convergencia, ha permitido que en este tipo de plataformas podamos tener una serie de contenidos históricos en formatos entretenidos para llevarlas a las audiencias", complementa Diego.

Parte de la explicación para que los televidentes valoren y vean estas series tiene que ver con el formato de "televisión a la carta" que se propició con propuestas de plataformas como Netflix. Mauricio Velásquez reconoce en esas opciones un aumento del respeto por las audiencias, pues disfrutan de guiones eficaces, que no se alargan por las sugerencias del mercado, y en el caso de los programas históricos se cumple en parte porque se debe responder a hechos y cronologías que ya se conocen.

No se puede, sin embargo, pretender que este tipo de seriados o películas respondan fielmente a la realidad y por lo tanto eduquen con respecto a la historia. En eso coinciden ambos profesores. "Un producto como este no tiene como fin educar a las personas, tiene como fin conectarlas a una historia que parte de una historia a la cual se le están añadiendo otras tramas", dice Mauricio Velásquez, lo cual complementa Diego al opinar que a la televisión no le corresponde la responsabilidad de educar, "sí debe ser responsable con los contenidos que genera, que sea contenidos positivos en términos de construcción de memoria, de reconocimiento, pero no darle todo ese escenario educativo".


Mayores informes

Alejandro Gómez Valencia

Periodista Área de Información y Prensa EAFIT

Teléfono: 574 2619500 ext. 9931

Correo electrónico: jgomez97@eafit.edu.co



Última modificación: 09/02/2018 9:58